Cómo Guardar Como Png

Guardar una imagen en formato PNG es una de las tareas básicas que todo fotógrafo o diseñador gráfico debe dominar. El formato PNG (Portable Network Graphics) es ampliamente utilizado debido a su capacidad para preservar detalles y transparencias sin pérdida de calidad. En este artículo, aprenderás cómo guardar una imagen como PNG, así como algunas curiosidades interesantes sobre este formato.

¿Qué es guardar como PNG?

Antes de explicar cómo guardar una imagen en formato PNG, es importante entender qué es exactamente el formato PNG y por qué es tan popular en el mundo de la fotografía y el diseño gráfico.

El formato PNG fue creado como una alternativa al formato GIF, que tenía limitaciones en cuanto a la cantidad de colores que podía mostrar. A diferencia del formato JPEG, que utiliza compresión con pérdida de calidad, el formato PNG utiliza compresión sin pérdida, lo que significa que no se pierde ningún detalle de la imagen al guardarla en este formato.

Además, el formato PNG también es compatible con la transparencia, lo que lo convierte en la elección perfecta para imágenes con fondos transparentes o elementos superpuestos.

¿Cómo guardar una imagen en PNG?

Guardar una imagen en formato PNG es un proceso bastante sencillo. Aquí te explicamos cómo hacerlo:

Paso 1: Abre la imagen en un editor de imágenes

El primer paso es abrir la imagen que deseas guardar en formato PNG en un editor de imágenes como Adobe Photoshop, GIMP o incluso la aplicación de Fotos en tu dispositivo.

Paso 2: Ajusta la calidad de la imagen

Antes de guardar la imagen como PNG, es recomendable ajustar la calidad de la imagen si es necesario. Esto puede implicar realizar cambios en el brillo, contraste, saturación, recorte, entre otros ajustes.

Paso 3: Selecciona la opción «Guardar como»

Una vez que hayas realizado los ajustes necesarios, selecciona la opción «Guardar como» o «Exportar» en el menú de tu editor de imágenes. Asegúrate de elegir el formato PNG en la lista de formatos de archivo disponibles.

Paso 4: Especifica el nombre y la ubicación del archivo

El siguiente paso es especificar el nombre y la ubicación del archivo PNG que estás guardando. Asegúrate de elegir una ubicación fácil de recordar para facilitar el acceso posterior.

Paso 5: Configura las opciones de guardado

Al guardar como PNG, es posible que se te presenten opciones adicionales de configuración, como la compresión o la gama de colores. Estas opciones pueden variar dependiendo del editor de imágenes que estés utilizando. Ajusta las opciones según tus necesidades y preferencias.

Paso 6: Guarda la imagen

Una vez que hayas configurado todas las opciones de guardado, haz clic en el botón «Guardar» o «Exportar» para guardar la imagen en formato PNG. ¡Y listo! Ahora tienes una imagen de alta calidad guardada como PNG.

¿Cómo guardar imagen en PNG sin fondo?

Guardar una imagen en formato PNG sin fondo es especialmente útil cuando necesitas usar la imagen en un diseño o proyecto que requiere una capa transparente. Aquí te explicamos cómo hacerlo:

Paso 1: Utiliza una herramienta de selección

Abre la imagen en un editor de imágenes que tenga herramientas de selección, como Adobe Photoshop o GIMP. Utiliza una herramienta de selección, como la varita mágica o la herramienta de selección rápida, para seleccionar el fondo que deseas eliminar.

Paso 2: Elimina el fondo

Una vez que hayas seleccionado el fondo, utiliza la función de borrado o recorte para eliminarlo de la imagen. Esto creará una capa transparente en lugar del fondo eliminado.

Paso 3: Guarda la imagen como PNG

Finalmente, guarda la imagen como PNG siguiendo los pasos mencionados anteriormente. La capa transparente se conservará y podrás utilizar la imagen sin fondo en tus proyectos.

¿Qué es mejor guardar en JPG o PNG?

La elección entre guardar una imagen en formato JPG o PNG depende del uso que le vayas a dar a la imagen y de tus preferencias personales. Ambos formatos tienen sus ventajas y desventajas.

El formato JPG es ideal para fotografías y otros tipos de imágenes que contienen una gran cantidad de colores y detalles. Utiliza compresión con pérdida de calidad, lo que significa que se pueden perder algunos detalles de la imagen al guardarla en este formato. Sin embargo, la compresión en formato JPG permite crear archivos más pequeños, lo que es beneficioso para el almacenamiento y la transferencia de archivos.

Por otro lado, el formato PNG es ideal para imágenes que requieren transparencia o que contienen elementos superpuestos. Utiliza compresión sin pérdida de calidad, lo que significa que no se pierde ningún detalle de la imagen al guardarla en este formato. Sin embargo, los archivos PNG tienden a ser más grandes que los archivos JPG debido a la falta de compresión con pérdida de calidad.

En resumen, si estás trabajando con fotografías o imágenes con muchos detalles y no necesitas transparencia, el formato JPG es una buena opción. Si necesitas transparencia o elementos superpuestos, el formato PNG es la elección adecuada.

Curiosidades sobre el formato PNG

El formato PNG tiene algunas curiosidades interesantes que vale la pena mencionar:

1. Desarrollo del formato PNG

El formato PNG fue desarrollado como un reemplazo del formato GIF en 1996 por un grupo de desarrolladores y se convirtió en un estándar de Internet en 1998.

2. Soporte de animaciones

A diferencia del formato GIF, el formato PNG no admite animaciones. Sin embargo, existe una variante llamada APNG (Animated Portable Network Graphics) que permite animaciones en formato PNG.

3. Compresión sin pérdida

El formato PNG utiliza compresión sin pérdida de calidad, lo que significa que no se pierde ningún detalle de la imagen al guardarla en este formato.

4. Transparencia

El formato PNG es uno de los pocos formatos de imagen que admite la transparencia. Esto lo convierte en una opción popular para logotipos, iconos y otros gráficos que requieren un fondo transparente.

5. Almacenamiento de datos adicionales

El formato PNG permite almacenar datos adicionales en el archivo, como metadatos o información de copyright.

Preguntas frecuentes

¿Puedo convertir una imagen JPG a PNG?

Sí, puedes convertir una imagen JPG a PNG utilizando un editor de imágenes como Adobe Photoshop o GIMP. Simplemente abre la imagen en el editor de imágenes y guárdala nuevamente en formato PNG.

¿Puedo guardar una imagen como PNG en mi teléfono móvil?

Sí, muchos teléfonos móviles tienen aplicaciones de edición de imágenes que te permiten guardar una imagen en formato PNG. Estas aplicaciones suelen tener opciones de guardado que te permiten elegir el formato de archivo.

¿Puedo convertir un archivo PNG a JPG?

Sí, puedes convertir un archivo PNG a JPG utilizando un editor de imágenes como Adobe Photoshop o GIMP. Simplemente abre el archivo PNG en el editor de imágenes y guárdalo nuevamente en formato JPG.

¿Cuál es el tamaño de archivo recomendado para una imagen PNG?

No hay un tamaño de archivo recomendado específico para una imagen PNG, ya que esto depende del contenido de la imagen y de tus necesidades. Sin embargo, es importante tener en cuenta que los archivos PNG tienden a ser más grandes que los archivos JPG debido a la falta de compresión con pérdida de calidad.

En conclusión, guardar una imagen como PNG es un proceso sencillo que puede realizarse en diferentes editores de imágenes. El formato PNG es una excelente opción para imágenes con transparencia o detalles importantes, aunque los archivos pueden ser más grandes que los archivos JPG. Esperamos que este artículo te haya sido útil y hayas aprendido algo nuevo sobre este formato de imagen versátil.